Blog 
El cofre de mis tesoros
RSS - Blog de  Aparici

El autor

Blog El cofre de mis tesoros -  Aparici

Aparici

Escritor entusiasta de las causas más desfavorecidas de nuestra sociedad.


Archivo

  • 13
    Octubre
    2017

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    SOCIEDAD Alicante

    FLOTAN LAS PALABRAS

    Todos hemos sentido, perseguido sueños con la imaginación, pero la realidad es tan terca que, cuando todo parecía retornar a la normalidad cotidiana, el rumor del oleaje en Cataluña empaña nuestra convivencia en toda España. Dejando atrás utópicas y frustradas ilusiones, creo que algo muy serio debiera recomponerse en nuestros políticos. Por lo general no suelen estar a la altura de lo que la ciudadanía demanda, necesita o reclama. Esta estirpe de políticos profesionales, en general no vale un pimiento, parece aspiran a ocupar su sillón de poder en sus diversas clases de estamento, y se aferran al mismo hasta con los dientes.
    Hablan, medran, prometen cosas pero al final llevan cosido en el alma el instinto de supervivencia. Levantan denuncias muchas veces inútiles con el sólo propósito de que la Justicia la admita, de tal modo que el acusado, que suele ser el rival político de turno, quede retratado como investigado y, además se cacarea en los medios de comunicación para que no tenga escapatoria. Todo por el rédito político. ¿Cómo se lucha ante la soledad en la que los imputados se sienten? ¿Es esta, la profesión de político actual sana profesión? En campaña son como el sol que asoma y promete bondadosa mañana hasta que alcanzan su estancia de poder y se olvidan de nosotros.
    No todos los políticos salen al sol que dimana desde los barrios sencillos de las ciudades. En cambio se ofrecen, se prestan a esos grandes eventos que parece otorgan prestigio, publicidad para seguir en el candelero. Sus palabras flotan, se confunden en la nada. Valen bien poco, pero son la Autoridad, están protegidos, coche oficial, guardaespaldas, buenos sueldos. Son personas como cualquiera pero olvidaron amar intensamente la vida. Espabilad señores políticos, os necesitamos.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook