Benidorm

Detenidos tres trabajadores de un club de alterne de Benidorm por estafar 20.000 euros a clientes

Los arrestados robaban tarjetas bancarias y les cargaban pagos no autorizados en el mismo local - Se sospecha que suministraban a los clientes algún tipo de sustancia para acelerar sus síntomas de embriaguez

11.05.2016 | 11:53
El club de alterne en el que trabajaban los tres detenidos

Dos mujeres y un hombre de un club de alterne de Benidorm han sido detenidos por, presuntamente, robar tarjetas bancarias de media docena de clientes con síntomas de embriaguez para cargarles diferentes pagos no autorizados.

Según la Policía Nacional, los arrestados el pasado día 4 son dos mujeres rumanas y un hombre español (el portero del local), de entre 29 y 37 años, que trabajaban en un local situado en la denominada 'zona inglesa' de la ciudad alicantina y a los que se les atribuyen estafas por más de 20.000 euros.

Los detenidos aprovechaban cualquier coyuntura para observar el número secreto de la tarjeta de crédito de los clientes y posteriormente, y una vez los consumidores ya habían alcanzado un alto estado de embriaguez, se la sustraían para llevar a cabo pagos no autorizados en el establecimiento.

La investigación se inició tras recibir varias denuncias de turistas extranjeros que habían advertido en sus cuentas bancarias pagos sin su consentimiento en un mismo local.

Estas personas coincidían en que tras consumir las copas de bebidas alcohólicas entraban en un estado de malestar que no se correspondía con la cantidad ingerida, por lo que se sospecha que los detenidos suministraban algún tipo de sustancia.

Los clientes han manifestado que, tras beber, sentían malestar y con sensación de pesadumbre, lo que era aprovechado por las detenidas para hurtar los efectos de valor, carteras y teléfonos móviles, así como las tarjetas de crédito que posteriormente usaban.

Las víctimas no se percataban de que estaban usando su tarjeta de crédito hasta el día siguiente, en gran parte por la indisposición a raíz de las consumiciones, lo que daba un amplio margen a los detenidos para efectuar los pagos.

A los arrestados se les imputan delitos de estafa, hurto y pertenencia a organización criminal, y se cree que el entramado operaba desde julio de 2015.

Según la Policía, el portero del establecimiento y su pareja (una de las dos mujeres detenidas) ya habían sido arrestadas por este tipo de delito en Valencia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine