06 de febrero de 2018
06.02.2018

Santa Pola impulsa el Consejo de Turismo y Comercio para relanzar la actividad

El objetivo de este órgano consultivo es fomentar el diálogo entre el Ayuntamiento y las asociaciones para dinamizar la programación - Algunos colectivos creen que dos reuniones al año son insuficientes

08.02.2018 | 00:22
Una vista de edificios de Santa Pola, en una imagen de archivo.

La villa marinera se replantea los mecanismos de organización con las distintas asociaciones del municipio. Por eso, precisamente, el Ayuntamiento de Santa Pola ha impulsado el Consejo Local de Comercio, Hostelería y Turismo, que fue constituido oficialmente el pasado miércoles 24 de enero con la finalidad de ser un órgano consultivo de participación que desarrolle y renueve la colaboración que, hoy por hoy, hay entre representantes del tejido empresarial y cultural con el Ayuntamiento. De lo que se trata es de dinamizar la actividad y que sea un revulsivo económico.

Este primer encuentro tuvo un cariz simbólico, en el que se presentó la dinámica que se llevará en estos encuentros que se celebrarán semestralmente. La idea principal, según Samuel Ortiz, concejal de Mercados, es crear una línea de trabajo estructurado que antes no había y fomentar la participación ciudadana, «que antes era mínima en los plenos, porque queda poco tiempo para que el ciudadano haga preguntas» explica.

Así, este foro de debate está presidido conjuntamente por los representantes de las concejalías de Turismo, Comercio y Cultura e integra a todos los partidos políticos y a varias plataformas como la Asociación de Comerciantes, la Asociación de Ocio y Hostelería, la Asociación de Comerciantes del Mercado Central, y la Asociación de la Venta no Sedentaria, además de otras entidades del ámbito cultural, como la Unió de Festers y de la Asociación de Moros y Cristianos, aunque están invitados a asistir otros organismos como Facpyme o la Cámara de Comercio de Alicante, además de cualquier pequeña asociación de autónomos que quiera incorporarse.

Por el momento, no se han recogido propuestas concretas y, desde algunos sectores empresariales, apuntan que la convocatoria de dos sesiones anuales es insuficiente para «definir las estrategias a seguir entre los distintos colectivos, aunque posiblemente sirva para combinar actividades entre diferentes sectores como fiestas y comercios», apunta Pepa Garri, presidenta de la Asociación de comerciantes. En este sentido, desde el calendario de eventos que se ha gestionado desde este órgano, podrían abrirse nuevas formas de colaboración entre entidades, como por ejemplo durante la feria anual Foc, Festa i Fira, en la que convive el aspecto cultural, natural y gastronómico

Por otro lado, desde el Ayuntamiento comunican que las convocatorias podrán ampliarse de manera extraordinaria, como será el caso en el próximo mes, para analizar la ordenanza sobre la venta no sedentaria.

Este es el cuarto consejo que se organiza desde 2015 y que precede al de Sostenibilidad, Mayores e Igualdad. Según se desprende del reglamento de este consejo, es necesario que sirva como «cauce institucional que canalice las iniciativas y que actúe como interlocutor entre los empresarios», que contribuya a crear una infraestructura comercial y turística en la localidad. Además, según marcan los estatutos de este consejo, tiene que tratarse de «un medio para analizar el tejido empresarial y para poner freno a las debilidades», tomando como referencia el aspecto dinamizador a la hora de realizar propuestas que puedan combinarse en todos los sectores.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine