Momentos de Alicante Gerardo Muñoz

Morrut, el fantasma de Carolinas

19.09.2016 | 04:19
Morrut, el fantasma de Carolinas
Morrut, el fantasma de Carolinas

Ramón se despertó de improviso y sobresaltado. Le había parecido oír un ruido dentro de la casa, quizá en la cocina. Se sentó en la cama y prestó atención para escuchar mejor cualquier otro ruido extraño, pero no lo hubo.


Era medianoche y apenas hacía una hora que Ramón se había acostado, pero ya no tenía sueño. Se había esfumado con la misma rapidez con que habían reaparecido las sospechas. Unas sospechas que derivaban muy pronto en ira. Desde hacía varias semanas, su vivienda venía siendo visitada de madrugada por uno o varios extraños. Aprovechando que él y su esposa estaban dormidos, deambulaban impunemente por la casa, registrando muebles en busca de algún objeto indefinido, pues no se llevaban nada de lo poco de valor que poseían.


Se levantó de la cama procurando no despertar a Soledad, no solo para que siguiera dormida, sino para que no tratara de impedir que fuera en busca de los malditos asaltantes. Se cambió en silencio la ropa de cama por la de calle, se calzó unas viejas botas y salió del dormitorio tan sigilosamente como si él fuera el caco.


Como la conocía a la perfección, recorrió la casa sin titubear y sin tropiezos, a pesar de la oscuridad reinante. En el comedor, cogió de dentro del armario (Soledad lo llamaba aparador, pero él insistía en que era un armario, puesto que servía para guardar sus armas de caza), la escopeta, cinco cartuchos y un hacha. Sabía que la escopeta (de la marca El Casco y calibre de 16 milímetros) estaba cargada, así que metió los cartuchos en uno de los bolsillos del chaquetón, y el hacha la puso al final de su espalda, bajo el jersey y bien sujeta por el cinturón.


No había ningún extraño dentro de la casa, pero Ramón no iba a esperar a que llegaran, para sorprenderles. Como otras noches, salió en su busca con intención de escarmentarles. A ver si así dejaban de violar su hogar de una vez por todas.


Ramón Ruiz Samper salió de su chalé, situado en el número 41 de la avenida de la Libertad, y armado con su escopeta recorrió las calles de los alrededores. Estaban vacías. Desde hacía semanas corría el rumor de que un fantasma deambulaba de noche por las calles del barrio, asustando a los incautos que se atrevían a estar fuera de sus casas. Pero él sabía que no era así, que aquel pavor existente en el barrio no estaba causado por un fantasma, sino por un grupo de desaprensivos que asaltaban de madrugada casas como la suya. Precisamente al día siguiente, 18 de noviembre de 1935, el periódico alicantino «El Luchador» noticiaría lo siguiente: «Los vecinos de las calles de la Huerta, Pozo, Trafalgar y otras adyacentes estaban atemorizados desde hace unas semanas por la aparición de un fantasma a altas horas de la madrugada. Algunas personas denunciaron el hecho a las autoridades y no fueron pocas las que al tropezarse con el fantasma se llevaron un susto que no es para descrito y parece ser que alguien hubo de guardar cama a consecuencia de la impresión. El vecindario creía que el "duende" era una vecina de la calle de la Huerta cuyo nombre sonó mucho con motivo de un crimen, pero ahora ha quedado aclarada la verdadera personalidad del ser misterioso».


Llevaba un rato buscando por las solitarias calles a los asaltantes de casas, cuando entró en un bar que todavía estaba abierto en el Pla del Bon Repos. Lo hizo para tomar un café, pero también para ver si encontraba dentro alguno de los que estaba buscando. El dueño del bar le dijo que no le quedaba café y Ramón volvió a la calle. Anduvo hasta la calle Nicasio Camilo Jover, donde sospechaba que vivía uno de los asaltantes, pero no le encontró. A eso de las dos, cansado, se apostó junto a un portal cerrado y oscuro de la calle Cánovas del Castillo, a la espera de que la suerte le sonriese y apareciesen aquellos que tanto trastorno le estaban causando.


Pero quienes aparecieron fueron los vigilantes nocturnos Francisco Juan Navarro y Saturnino Milego, acompañados por José Roselló Caturla, un jornalero de 27 años, soltero y residente en Nicasio Camilo Jover, 5, quien había avisado a los serenos después de ver desde la ventana de su dormitorio cómo Ramón recorría su calle armado con una escopeta. Se alarmó porque éste ya le había amenazado de muerte otras veces.


Francisco y Saturnino conocían a Ramón. Sabían de su irascibilidad. A finales de agosto, su propio hijo, Manuel Ruiz Valero, le había denunciado tras mantener con él un fuerte escándalo en la calle de la República. Tan fuerte, que hasta hubo necesidad de que acudieran al lugar fuerzas de Asalto para detener la contienda familiar. Manuel denunció a su padre por haberles amenazado de muerte a él y a su madre, Soledad Valero.


Francisco se acercó a Ramón y le instó a que le entregase la escopeta, pero éste se negó, arguyendo que tenía una licencia de caza, otorgada por el Gobierno Civil, que le permitía poseer dicha arma. El vigilante le insistió, y entonces Ramón hizo ademán de levantar la escopeta para encañonarle. Estuvo ágil Francisco, cogiendo la escopeta por el cañón, a tiempo de impedir que le apuntara y disparara. Se enfrascaron en una rápida pero violenta pelea, que finalizó en cuanto Saturnino apuntó a Ramón con un revólver y le amenazó con dispararle si no cesaba de golpear a su compañero y entregaba la escopeta. Aunque maldiciendo, Ramón cedió y entregó su arma. Al registrarle, Francisco le encontró el hacha escondida. Acto seguido, Ramón y ambos vigilantes (Francisco con la cazadora desgarrada) marcharon hacia la comisaría.


Eran exactamente las 2 horas y 35 minutos de la madrugada del domingo 17 de noviembre de 1935, cuando se firmó en la Comisaría de Vigilancia la denuncia de lo sucedido unos minutos antes. Ramón Ruiz Samper, conocido con el alias de Morrut, de 48 años, casado, jornalero, hijo de Vicente y Teresa, natural de Elche y con domicilio en avenida de la Libertad, 41, fue poco después ingresado en la cárcel por orden del juez de guardia. De nada le sirvió señalar a los vigilantes que le detuvieron como cómplices de la pandilla de ladrones que llevaban asaltando su casa por las noches desde hacía semanas.


Un día antes, el 16 de noviembre, Andrés Moya Boix había presentado en la Comisaría de Vigilancia una denuncia porque «sobre las cinco horas del día de ayer había sido amenazado de muerte con una escopeta por Ramón Ruiz (a) El Morrut»; y el día 2 del mismo mes, José Pomares Socorro denunció en la misma comisaría «que había sido objeto de amenazas de palabra y con una escopeta, por parte de Ramón Ruiz (a) Morrut».


Ramón Ruiz Samper, el Morrut, solo estuvo encarcelado en aquella ocasión tres días, pues el 20 de noviembre el juez ordenó su puesta en libertad provisional, previo pago de una fianza de mil pesetas. Pero en abril de 1936 fue condenado, por un delito de atentado, a cuatro años, dos meses y un día de prisión menor? y a indemnizar al vigilante Francisco Juan con 5 pesetas por los desgarros que causó en su cazadora.


«El Luchador», en la noticia antes citada y publicada un día después del arresto de Morrut, informaba: «Parece ser que Ramón sufre trastornos mentales y a eso se atribuye el hecho de que muchas noches después de acostado se levantara, se vistiera de fantasma y armado de una escopeta y un hacha se lanzara a cazar ladrones como así ha declarado. Lo importante es que ha desaparecido la pesadilla de aquel vecindario al que maldita la gracia que hacía el susodicho cazador».


www.gerardomunoz.com


También puedes seguirme en


www.curiosidario.es

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Alicante/L'Alacantí

Basura fuera del contenedor a pleno día
El tripartito aprueba subir hasta 750 euros las multas por tirar la basura a deshoras

El tripartito aprueba subir hasta 750 euros las multas por tirar la basura a deshoras

El equipo de gobierno da vía libre a la ordenanza de limpieza que entrará en vigor en dos meses -...

Pavón cree que las críticas a la gestión de Angulo son «una persecución política deleznable»

Pavón cree que las críticas a la gestión de Angulo son «una persecución política deleznable»

El edil de Urbanismo recibió más de un centenar de preguntas de los ciudadanos en el chat de...

Y por fin llovió

Y por fin llovió

La provincia puede acumular hoy hasta 40 litros por metro cuadrado en una hora, según la AEMET

La antigua Casa del Mar se transforma en un centro de negocios con auditorio

La antigua Casa del Mar se transforma en un centro de negocios con auditorio

El Business World Alicante arranca con 30 empresas y funcionará también como soporte virtual de...

C´s advierte a Cifuentes de que si no vuelve para ir al pleno lo apartará de portavoz

C´s advierte a Cifuentes de que si no vuelve para ir al pleno lo apartará de portavoz

El concejal se niega a regresar para el pleno de mañana, lo que frustrará la reprobación del edil...

Terraza panorámica con vistas al mar

En la planta tercera se encuentra la terraza. Un espacio para organizar eventos, trabajar al aire...

El Consejo Local de Inmigración elige a los miembros de la Comisión Permanente

Se ha escogido a 13 vocales que representan a asociaciones de inmigrantes, ONGs, y al tejido...

Descuentos para el cine

Cuponísimo Diario INFORMACIÓN

Compra tus entradas con los mejores descuentos

- ABC Elx 3D

- Cinesmax 3D Petrer

- Cines Axion Playa de San Juan

 

Calendario laboral y escolar 2016/2017

Calendario laboral 2016 en la Comunidad Valenciana

Calendario Laboral 2016 de Alicante

Aquí tienes a tú disposición todos los días festivos locales en Alicante, así como el calendario escolar 2016/2017.

 

Farmacias de guardia

Farmacias de Guardia en la provincia de Alicante

Consulta las farmacias de guardia disponibles en toda la provincia de Alicante.

 
Enlaces recomendados: Premios Cine