15 de febrero de 2018
15.02.2018
Muro

Los policías locales piden irse de Muro por su enfrentamiento con el gobierno municipal

La medida, que afectaría a 11 agentes, tiene su origen en las reivindicaciones de mejoras laborales y salariales

16.02.2018 | 01:17

Los policías locales piden irse de Muro por el enfrentamiento que mantienen con el gobierno municipal desde hace más de tres años. La medida, que afectaría a once agentes, tiene su origen en las reivindicaciones que el colectivo inició para mejorar sus condiciones laborales y salariales.

Los sindicatos SPPLB, CSIF y SIPOL-CV han comunicado que los agentes de la Policía Local han solicitado por escrito a la alcaldesa, Jacquelín Cerdá, a través del registro de entrada del Ayuntamiento, que les conceda la comisión de servicio para poder irse de Muro y trabajar como policías en otros municipios de la Comunidad Valenciana.

Según ha podido saber este diario, la medida afecta a once agentes, los que son funcionarios de carrera. Los sindicatos consideran que «el gobierno actual no tiene voluntad de negociar nada y que el cuerpo policial mejore sus condiciones laborales y salariales». La situación, según expresan, «llega a afectar a los policías en sus vidas personales y familiares», llegando «a un punto insoportable, de tensión, angustia, presiones e incomodidad total a la hora de trabajar y relacionarnos con quien nos gobierna».

En el escrito que han hecho público, el colectivo explica que esta situación se remonta a hace más de tres años, cuando se iniciaron las negociaciones para mejorar las condiciones laborales «de todos los funcionarios», recalcan. En este sentido, aseguran que «han incumplido sus promesas, tirando el trabajo realizado por la borda, dejándolo todo en aguas de borrajas», por lo que insisten en que «nos han mentido, manipulado y ninguneado».

En cuanto al reconocimiento de la Policía Local a través de la creación de plazas, la mejora de los servicios y de las retribuciones, «todo ha sido dar largas, la callada por respuesta», reprochan.

Pero sobre todo, la decisión de abandonar el municipio viene motivada por los últimos acontecimientos, ya que «en el último año han ocurrido cosas muy desagradables entre la alcaldesa y su gobierno y la Policía Local, temas que atentan a la dignidad y profesionalidad de la plantilla, cuestionando a los agentes con connotaciones denigrantes».

Conflicto que, insisten, «ha reflotado con la imposición de servicios extraordinarios», donde la alcaldesa «ha recurrido a la vía decreto», lo cual «ha generado molestia laboral y personal a efectos de conciliación familiar».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
anteriorsiguiente
Enlaces recomendados: Premios Cine