31 de julio de 2017
31.07.2017

Las excavaciones en el Castellar de Alcoy sacan a la luz un nuevo aljibe

La campaña realizada en el yacimiento arqueológico aporta nuevos datos sobre el pasado islámico de la ciudad

31.07.2017 | 23:43
El concejal Raül Llopis visitando las excavaciones en la zona del Castellar.

Las excavaciones que se han estado llevando a cabo este mes de julio en el yacimiento medieval del Castellar, en Alcoy, han sacado a la luz un nuevo aljibe de grandes dimensiones, así como parte de una muralla. Se trata de la segunda campaña que se lleva a cabo en la zona, y ha aportado abundante información sobre el pasado islámico de la ciudad.

El equipo de trabajo arqueológico dirigido por el profesor de las Carmelitas Germán Pérez Botí, ha estado formado por unas quince personas entre licenciados, estudiantes de las universidades de Alicante, València y Complutense, y personal y colaboradores del Museo Arqueológico Camilo Visedo.

De acuerdo con la información facilitada, las excavaciones han permitido conocer de forma fehaciente la organización urbanística del asentamiento, gracias al descubrimiento de estructuras públicas. Este es el caso de un nuevo aljibe de grandes dimensiones y de parte de una muralla, en la cual ha aparecido un contrafuerte.

Por otra parte, se han hallado las primeras evidencias de unidades habitacionales perfectamente adosadas a la muralla, en cuyo interior se constata el derrumbe de los muros, entre los que se ha documentado un ajuar cerámico muy homogéneo, datado entre finales del siglo X y primera mitad el siglo XI. Destaca la presencia de cerámicas de importación y recipientes de uso cotidiano, como los hornillos portátiles, ollas y cazuelas o candiles.

Históricamente los hallazgos se encuadran en unos años convulsos de finales del Califato de Córdoba y el inicio de los reinos de taifas, período en que en el Castellar se documenta desde el punto de vista arqueológico.

Se ha constatado la creación de un poblado ex novo cuya función, en un primer momento, sería controlar las sublevaciones y revueltas de las poblaciones que vivían en la zona. Además se confirma un hábitat del periodo romano y tardorromano en el yacimiento, pero sin ninguna estructura muraria asociada.

El concejal de Cultura, Raül Llopis, ha valorado de forma positiva el trabajo y las investigaciones realizadas, comprometiendo futuras ayudas económicas que hagan posible realizar nuevos trabajos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine