Alcoy

El Arzobispado fusiona las parroquias de San Mauro y Santa María en Alcoy por la despoblación y falta de curas

Las dos parroquias, situadas en el centro histórico de la ciudad, contarán a partir de octubre con un único párroco

09.08.2016 | 01:32
La iglesia de Santa María sólo se llena con motivo de las Fiestas de Moros y Cristianos.

La despoblación que sufre el centro de Alcoy y la falta de vocaciones sacerdotales han llevado al Arzobispado de Valencia a fusionar las parroquias de Santa María y San Mauro, justo las más antiguas de Alcoy. Ambas contarán a partir del próximo mes de octubre con un único párroco, José Luis Llopis, el cual ya ha sido nombrado a tal efecto.

La imagen que se tiene de las parroquias de Santa María y San Mauro es la de las fiestas de Moros y Cristianos y la de la Virgen de los Lirios, cuando acogen misas multitudinarias. Sin embargo, la realidad es bien distinta el resto del año.

Vicente Balaguer, actual párroco de San Mauro, señalaba ayer a este diario que «cada vez viene menos gente a las misas, entre otras cosas porque la población, aparte de descender, está envejeciendo. De hecho, los fieles han ido falleciendo y nos encontramos con que no hay repuesto».

A esta circunstancia se le une, según reconoció el propio Balaguer, el hecho de que también hay cada vez menos vocaciones sacerdotales, con lo que ambos factores han llevado al Arzobispado de Valencia a aprobar la fusión de estas parroquias, precisamente las más emblemáticas por su antigüedad y estar situadas en el centro histórico de la ciudad.

Así las cosas, a partir del próximo mes de octubre las dos contarán con un único párroco. Se trata de José Luis Llopis, actual arcipreste de la localidad valenciana de Paterna, que está previsto que se incorpore en septiembre a su nuevo cargo en Alcoy.

Todavía no se ha concretado si esta fusión va a suponer una reducción del número de misas. Con todo, en la actualidad sólo San Mauro tiene oficios diarios, dado que Santa María circunscribe las misas al fin de semana. «De todas formas –dijo Balaguer–, el centro de la ciudad tiene mucha oferta, porque también están las iglesias de San Jorge, el Santo Sepulcro y San Vicente Ferrer».

El párroco de San Mauro también dijo que la medida no afectará a las fiestas de Moros y Cristianos y de la Virgen de los Lirios, «porque tienen entidades, como el Casal y la Archicofradía, que se encargan de su organización».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine