18 de noviembre de 2017
18.11.2017

La Guardia Civil desarticula un grupo criminal dedicado al cultivo de marihuana en Agost

La banda se dedicaban al cultivo y venta de grandes cantidades de droga que les reportaba 200.000 euros anuales. En el registro los agentes hallaron un revolver de gran calibre con munición "matapolicías"

19.11.2017 | 01:12
La Guardia Civil desarticula un grupo criminal dedicado al cultivo de marihuana en Agost

La Guardia Civil ha desarticulado una banda de supuestos traficantes de marihuana en Agost. La Benemérita ha apresado a tres personas como presuntos autores de delitos contra la salud pública, tenencia ilícita de armas, defraudación de fluido eléctrico, blanqueo de capitales y pertenencia a grupo criminal.

Agentes de la Guardia Civil establecieron un dispositivo de investigación tras las sospechas de que en una vivienda de Agost se podía estar ocultando una plantación de marihuana de gran producción. Durante las vigilancias, los agentes comprobaron que el grupo criminal compraba material de construcción y grandes cantidades de fertilizantes y abonos, que utilizaban para las plantaciones de marihuana, recabando unos ingresos anuales de 200.000 euros tras su venta en el mercado.

Una vez constatada la actividad ilícita del grupo criminal, se averiguó que estaba compuesto por un hombre de nacionalidad española y dos personas más de nacionalidad colombiana, por lo que procedieron a solicitar una orden judicial, para la entrada y registro de la vivienda.

Agentes de la Guardia Civil del Área de Investigación de Novelda establecieron un operativo para la entrada y registro la vivienda, que se presentaba complicado ya que en la parcela que rodeaba la vivienda, la organización tenía 9 perros de razas peligrosas, para impedir el acceso.

Una vez iniciada la operación y nada más acceder a la casa, durante la rápida actuación, observaron un movimiento extraño del uno de los sospechosos, concretamente el que parecía el jefe de la organización, que fue rápidamente neutralizado. A escasos centímetros, en su mesita de noche, había un revolver de gran calibre, perfectamente dispuesto para su uso con una munición especialmente peligrosa, conocida en el argot policial como munición "dum dum" o "mata policías" (proyectiles diseñados para expandirse en el impacto, y producir una herida de diámetro mayor).

En el interior de la vivienda, los agentes detuvieron a dos personas más, otro hombre y una mujer, y encontraron a un niño de tres años, que resultó ser el hijo del supuesto jefe de la organización. Al parecer el niño, estaba con su padre en la vivienda, pero deambulaba por ella sin control, con un grave riesgo ya que la organización tenía la droga con la que traficaba a su alcance, distribuida en varias estancias de la vivienda, a las que el niño tenía pleno acceso.

Durante el registro se han intervenido 542 plantas de marihuana, 17,5 kilos de cogollos envasados al vacío y dispuestos para su venta, 654 gramos de hachís, seis armas cortas, tres de fuego real y tres detonadoras, una escopeta detonadora, 3.000 euros en efectivo, básculas de pesaje y dos vehículos: un turismo y un camión.

La operación ha finalizado con la desarticulación de la banda y la detención de las tres personas que la formaban, dos hombres de 39 y 51 años y una mujer de 36 años de edad, de nacionalidades española y colombiana, por los delitos de pertenencia a grupo criminal, contra la salud pública, defraudación de fluido eléctrico, tenencia ilícita de armas y blanqueo de capitales. Los dos hombres detenidos han sido puestos a disposición de la autoridad judicial, que ha ordenado su ingreso en prisión. La mujer, que se encuentra en situación irregular en España, le ha sido iniciado un expediente de expulsión del territorio nacional. El niño rescatado, de tres años, ha sido entregado a su madre.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine