16 de marzo de 2016
16.03.2016
Sant Joan d´Alacant

Una campaña contra las «bombas» perrunas

El Ayuntamiento trata de atajar los dos problemas de los que recibe más quejas: las deposiciones de las mascotas y el horario para tirar la basura

17.03.2016 | 01:26
Una campaña contra las «bombas» perrunas

Con agua. Sant Joan regalará un bidón de plástico a los vecinos que tienen perro para animarles a cambiar hábitos y que no permitan que sus mascotas orinen en el mobiliario urbano, que sufre un grave deterioro, y a echar agua después de los pipís.

Calles y aceras minadas por cacas de perro, bolardos, farolas, esquinas ennegrecidas y malolientes por el orín de los canes. Así ven Sant Joan muchos de sus vecinos y contra ello se quejan. Y «Tira de la cadena» es el mensaje con doble sentido que pretende cambiar los hábitos de muchos santjoaners y tratar de que se conciencien un poco más sobre la limpieza de su municipio. Tras varias encuestas ciudadanas, los problemas con las deposiciones y orines de los perros estaban en el top 10 de las quejas. Así que a partir de hoy arranca una campaña de concienciación de limpieza que pone en marcha el Ayuntamiento de Sant Joan d'Alacant junto a la empresa concesionaria del servicio de limpieza y recogida de basura, FCC. La campaña entra dentro del pliego de condiciones y supone el 1% del canon anual.

Dentro de la campaña se realizarán acciones de concienciación con el reparto de folletos en el que participarán también dos perros a los que se les colocará un chaleco. Y a la vez se van a repartir bandoleras que llevan incorporadas un bidón con el que animan a los dueños de perros a echar agua sobre el orín de la mascota, y paliar así el mal olor. Y advierten de que lo ideal es que los dueños acudan a los cinco pipicanes del municipio y, a la vez, que enseñen a sus perros a orinar en el bordillo de la calle, «no en las esquinas, ni en los bolardos».

El alcalde, Jaime Albero, explica que una de sus preocupaciones «es mantener el pueblo en condiciones porque gran parte de los problemas con la limpieza y recogida no se deben al servicio sino a la poca implicación que en ocasiones tienen vecinos del municipio». Señala que el objetivo es que los propietarios de perros que ahora no recogen ni limpian los deshechos de sus mascotas se animen a hacerlo. Y recuerda que la ordenanza de limpieza pública contempla sanciones de entre 30 y 600 euros por no hacerlo y que la aplicará en el caso de que no mejore la situación.

Sanidad está llevando a cabo un registro de perros. Por ahora hay 300, pero según el que tiene la Generalitat el censo es de 3.000. Ya que el siguiente paso es hacer un estudio que dibuje un mapa de las zonas donde hay más animales y enfocar mejor las acciones.

Otro de los problemas que el Ayuntamiento quiere atajar es el del horario para sacar la basura de 21 a 23 horas. Y también se quiere concienciar sobre los puntos verdes de recogida de la poda particular.

La concejal del área de Limpieza, Eva Delgado, señala que la campaña de concienciación se prolongará durante este mes y el de abril tras el que se analizarán los resultados obtenidos. En septiembre volverán a plantear otra acción y decidirán si es necesario hacer un cambio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine