Mutxamel

La abstención de cuatro partidos permite al PP sacar adelante los presupuestos en Mutxamel

Las cuentas municipales se reducen un 2,1% debido al ajuste provocado por la adhesión a la Xarxa Libres y la bajada del IBI

05.12.2015 | 01:15
La abstención de cuatro partidos permite al PP sacar adelante los presupuestos en Mutxamel

El PP de Mutxamel logró salvar ayer su primer gran reto al frente de un gobierno en minoría: sacar adelante los presupuestos municipales. Eso sí, consenso a medias. Ninguna de las seis formaciones que componen la oposición apoyó la propuesta popular. El PSOE y Unitat d'Esquerres per Mutxamel rechazaron los presupuestos mientras que Ciudadanos, Compromís, Guanyar y Gent d'Ací se abstuvieron, lo que permitió al PP alcanzar la mayoría simple y aprobar las cuentas en sesión plenaria extraordinaria.

Los presupuestos para 2016 se reducen así en un 2,1% debido fundamentalmente, tal como explicó el concejal de Hacienda, José Vicente Cuevas, a la consignación presupuestaria en el capítulo de gastos de la adhesión al plan Xarxa Libres, que asciende a unos 200.000 euros, y a la bajada del IBI que ronda los 800.000 euros. De esta forma, las cuentas pasan de los 17.573.000 euros de 2015 a los 17.200.000 del próximo año 2016.

El gasto de un millón de euros en las mencionadas partidas merma las inversiones un 57% el próximo año, por lo que sólo se llevará a cabo el pabellón polideportivo (consignado un año antes) y la adecuación del acceso sur en la calle Alicante. Por otro lado, se incrementan, tal como indicó el edil de Hacienda, las partidas de educación, servicios sociales, deportes, mantenimiento, cultura y mayores.

«Se trata de un presupuesto austero, realista, continuista y que apuesta por la bajada de impuestos y el incremento del gasto social», señaló el también portavoz popular. Cuevas recordó en su intervención que en la propuesta de las cuentas municipales que se aprobó ayer se han incorporado el 90% de la enmiendas presentadas por los diferentes grupos políticos.

Críticas
El grupo municipal socialista fue de los más críticos con esta propuesta y consideró «que hay otras prioridades para el desarrollo económico y social de nuestro municipio». «No todo, en política, es generar superávit. Mientras hay gente con dificultades y serios riesgos de exclusión social, el PP ha preferido pagar una deuda, suficientemente sostenible, que hace que las inversiones que ya estaban presupuestadas el año pasado pasen al presente presupuesto», señaló la portavoz del PSOE, Loreto Martínez. La formación calificó de «risa» la partida destinada al futuro Museo Arcadi Blasco, unos 10.000 euros, y al respecto señaló que no existe voluntad por parte del equipo de gobierno de llevarlo a cabo.

El portavoz de Ciudadanos (C's), Antonio Sola, indicó que la abstención de su partido se debe a que «las partidas presupuestarias demandadas por Ciudadanos para acometer los compromisos adquiridos con los vecinos de Mutxamel no han sido satisfechas». Sin embargo, apuntó, «se han incorporado alegaciones referentes a distintos puntos de nuestro programa como el plan de empleo, con ayudas para autónomos y empresas; el plan de desarrollo comercial; la revitalización del Consejo Agrario Local y un plan de transporte colectivo, ya que el actual servicio no es operativo».

Por otro lado, Compromís y Guanyem señalaron a través de un comunicado que no han tenido otra opción que abstenerse en la votación a pesar de que el PP ha tenido en cuenta las enmiendas presentadas. Las dos formaciones consideraron que «el proyecto más importante y que reportaría al pueblo un mayor prestigio cultural, ha sido sólo contemplado como una muestra de buenas intenciones, cuestión que hemos considerado insuficiente para dar nuestro apoyo a los presupuestos 2016».

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine