La Sindicatura de Cuentas cuestiona la adjudicación del velódromo de San Vicente

El informe indica que las prestaciones del contrato no están entre los fines de la concesionaria

21.11.2015 | 19:01
La Sindicatura de Cuentas cuestiona la adjudicación del velódromo de San Vicente

La Sindicatura de Cuentas de la Comunidad Valenciana ha puesto el foco en la adjudicación del velódromo de San Vicente del Raspeig, efectuada en 2014, al cuestionar la licitación del mismo en un informe sobre la actividad económica financiera del Ayuntamiento sanvicentero durante 2013, año en el que se inició el proceso. En el documento, al que ha tenido acceso este diario, se señala que el objeto social de la concesionaria del complejo Deportivo Sur «es el negocio inmobiliario, los bares y cafés, y el comercio al por mayor de bebidas y tabaco». Unos fines que nada tienen que ver con la gestión deportiva y que llevan al auditor público a determinar que la sociedad «debería haberse excluido» del proceso de licitación, que habría quedado, en ese caso, desierto.

Así lo determina la Sindicatura de Cuentas en un informe contrario a la adjudicación del velódromo de San Vicente, cuyo coste de ejecución ascendió a los cerca de cinco millones y medio de euros, como se apunta en el documento de la Sindicatura de Cuentas y en el que también se analizan otros contratos efectuados durante el año 2013 por el Consistorio.

Además de la ausencia de relación entre el objeto social de la empresa adjudicataria y las prestaciones del contrato del velódromo, el órgano fiscalizador también destaca que, tras eximinar sus cuentas anuales y el Impuesto de Actividades Económicas (IAE) de la sociedad, «no guardan relación con la gestión de centros deportivos».

Pese a que la conclusión del informe del órgano fiscalizador no es vinculante, el alcalde de San Vicente, el socialista Jesús Villar, abrió la puerta ayer a posibles consecuencias para la adjudicataria del velódromo al señalar que «los servicios jurídicos del Ayuntamiento tendrán que valorar las repercusiones legales de este informe». Por su parte, la edil de Urbanismo, Mariló Jordá, apuntó que «estando en la oposición ya avisamos de la inconveniencia de adjudicar a esta empresa una infraestructura millonaria pagada con dinero público. Nosotros nos opusimos a la adjudicación y la Sindicatura de Cuentas ahora nos da la razón».

Críticas al PP

Hay que tener en cuenta que en el momento de efectuarse la adjudicación el PP estaba al mando del Ayuntamiento, por lo que desde el cuatripartito acusaron a los populares de adjudicar el velódromo «a una empresa inexperta en el sector deportivo».

Por su parte, desde el PP defendieron la adjudicación al señalara que se hizo con el informe favorable de los técnicos. «Seguimos los mismos criterios que han llevado al cuatripartito a fraccionar ahora el pago de las facturas de la luz a la empresa concesionaria del complejo Deportivo Sur», lanzaron fuentes del grupo popular consultadas por este periódico.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine