02 de noviembre de 2015
02.11.2015
El Campello

EU achaca su expulsión a su negativa a contar con tránsfugas en el gobierno

Reconocen que no se esperaban salir del equipo de gobierno y denuncian que Marga Sanz recibió amenazas

02.11.2015 | 01:31

El grupo municipal de Esquerra Unida de El Campello sigue en estado de «shock» tras su expulsión fulminante del equipo de gobierno en el Ayuntamiento, una decisión que no se esperaban. El pasado viernes sus tres socios de gobierno, Compromís, Partido de El Campello-Podemos y Demòcrates, decidieron cesar a la portavoz de EU, Raquel Pérez, y dejar de contar con esta formación como compañero de gobierno, y entre otras cuestiones criticaban la dificultad de gobernar con esta formación «que ejerce de oposición interna». Es el alcalde, Benjamí Soler, quien asume durante un periodo de transición que prevé que dure menos de un mes, las áreas que ostentaba EU: Participación Ciudadana, Educación, Juventud, Voluntariado, Política Lingüística y Comunicación.

EU achaca la decisión de expulsarles del equipo de gobierno a su negativa a aceptar tránsfugas e insiste en ello como único motivo por el que han sido expulsados del equipo de gobierno.

La semana pasada denunciaron que el alcalde estaba negociando con la concejal de Ciudadanos, Lorena Baeza, su entrada en el equipo de gobierno, lo que la convertiría en una tránsfuga. Y ayer corroboraban a través de un comunicado que a su juicio, ha sido esa denuncia la que ha motivado la decisión de sacarles del equipo de gobierno. «Las intimidaciones llegaron a amenazar a la ejecutiva de la formación de izquierdas con echar del equipo de gobierno a EU El Campello si no aceptaba esta premisa, hecho que han cumplido», denuncian. Apuntan directamente a Compromís y afirman que las «presiones» han llegado hasta la coordinadora de EUPV, Marga Sanz.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine